Lúdica sevillanovense
Bienvenid@ a Lúdica sevillanovense.
Para ver el contenido debes iniciar sesión. Si no estás registrad@ puedes hacerlo con tu perfil de Facebook, si así lo deseas.

Foro de juegos en Sevilla la Nueva



No estás conectado. Conéctate o registrate

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

1 24 horas de Le Mans el Jue 12 Jun 2014, 20:11

Lúdica sevillanovense

avatar
Administrador
http://www.ludicasevillanovense.com
Toyota desafía a Audi con Porsche estando al acecho
* Los japoneses han ganado las dos citas del Mundial (Silverstone y Spa) y son el gran rival para la marca de los aros, campeona en 12 de las 14 ediciones desde 2000.

El rival a batir es Audi. Así lo dice la historia reciente, que deja sobre la mesa un dato ineludible: desde el año 2000, la marca de los cuatro aros ha ganado 12 de las 14 ediciones de la categoría LMP1, la punta de esa pirámide que convierte a las 24 Horas de Le Mans en un referente del mundo del motor. Pero, y ahora vienen los peros, la edición que arranca este próximo sábado (la 82ª de una apasionante novela que empezó a escribirse en 1923) se antoja como la más abierta de los últimos años. Ahí está Toyota, que ya el año pasado tocó a la puerta del título, y Porsche, que regresa a la cita 16 años después.

Esta historia tiene nombres y apellidos: R18 e-tron quattro (Audi), TS040 Hybrid (Toyota) y 919 Hybrid (Porsche). Cada uno de ellos habla con un acento diferente. El Audi (con tres coches en liza y Marc Gené como piloto reserva) descansa en un motor V6 TDI reforzado con dos motores eléctricos que actúan sobre el eje delantero, vanguardia del sistema de tracción integral quattro. La marca ha perfeccionado aún más la aerodinámica del coche, debían hacerlo ya que los motores turbodiésel están penalizados por reglamento debido a su menor consumo.

Toyota estrena hermano de saga tras dos ediciones con el TS030. El corazón de ese coche, el músculo que debe moverlo a lo largo de los 13.629 metros del legendario circuito de La Sarthe, es un V8 atmosférico de 540 CV, con la propina de los dos motores eléctricos que rondan los 480 CV. A diferencia de Audi, los motores actúan sobre el eje trasero. “Si Pitágoras no miente, diecinueve y una son veinte”, me decía mi panadero cuando de pequeño le compraba el bollo de camino al colegio. Aquí tampoco engañan: el TS040 supera los 1.000 CV de potencia. Su mejor credencial son las victorias en las dos carreras del Mundial de resistencia disputadas hasta la fecha, las 6 Horas de Silverstone y las de Spa-Francorchamps. También en los test celebrados del pasado fin de semana, ya en Le Mans, llevaron la voz cantante.

Y como cierre al repaso de la LMP1 —donde aterrizará Nissan en 2015 y cuyo rumor sobre el regreso de Ferrari es tan caliente que casi quema—Porsche aterriza de nuevo en este territorio en el que ya fue feliz, no en vano es la marca que más títulos suma en la máxima categoría (16 por los 12 de Audi y los 9 de Ferrari). Su ADN en cuestión mecánica es el siguiente: un V4 turboalimentado (gasolina) y dos motores eléctricos que actúan sobre el eje delantero (como ocurre con el Audi) con tracción a las cuatro ruedas.

El podio en Spa da pistas de sus buenas intenciones, queda ahora por ver si el proyecto, en el que Mark Webber ha ayudado al tirón mediático (al margen del actor Patrick Dempsey, que pone cara y talento en el 911 de la clase GT-Am), está ya a la altura de sus rivales. Rivales y... ¿amigos? En el vídeo promocional para Le Mans (as.com/videos), Audi da la bienvenida a Porsche. Eso es lo que se lee al final del mismo, aunque si no están familiarizados con la sorna que se estila por Ingolstadt (sede de la marca), ese anuncio es una buena manera de hacerse a una idea.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

2 Re: 24 horas de Le Mans el Vie 13 Jun 2014, 09:49

Lúdica sevillanovense

avatar
Administrador
http://www.ludicasevillanovense.com
Toyota logra la pole y Gené firma un séptimo en su regreso
* El TS040 de Nakajima, Sarrazin y Wurz abrirá la parrilla, con Porsche amenazante y Audi por el momento en segundo plano. Antonio García, segundo en GT Pro.

Toyota va en serio. Lo ocurrido en Silverstone o en Spa-Francorchamps, avisos serios pero avisos al fin y al cabo antes el gran banquete de la resistencia, estas 24 Horas de Le Mans, se ha confirmado en la calificación para la 82ª edición que arranca el sábado. La pole es de Toyota y las caras de la felicidad no son otras que las de Nakajima, Sarrazin y Wurz. Toyota-Porsche, Toyota-Porsche, ese fue el ritmo de la calificación. Audi, mientras, hablaba en voz baja (quinto, sexto y séptimo tiempos)… habrá que ver si el auténtico grito lo deja para carrera.

El T040 Hybrid con el nº 7 será quien abra parrilla en este circuito en el que el viernes ya se respira barullo. Ir y venir de aficionados, el gran camping mundial que ya por la tarde disfrutará de la Driver's Parade en la que los aficionados pueden ver de cerca esas naves siderales que luchan por el título en la categoría LMP1, el Audi R18 e-tron quattro, el Toyota TS040 y el Porsche 919 Hybrid, así como a los LMP2 o a todos esos GT que con sólo arrancar sus motores hacen que uno vuelva la cabeza. No es para menos.

Junto al nº 7 de Toyota estará en primera línea el Porsche 919 Hybrid nº 14 (Dumas, Jani y Lieb). En LM P2, ahora huérfana de españoles ante el regreso forzado de Marc Gené a Audi tras el accidente de Loïc Duval, la pole correspondió al Ligier nº 46 (Badey, Gommendy y Thiriet), mientras que en LM GTE Pro y Am era Ferrari quien firmaba el doblete con dos 458 Italia: nº 51 (Bruni, Vilander y Fisichella) y nº 81 (Bird, Rugolo y Wyatt). Esta vez la sonrisa en Maranello era doble, no viene mal entre tanto gesto contrariado por la cuesta arriba en que se ha convertido la Fórmula 1.

¿Y Gené? Audi quiso hacer pronto los deberes en la sesión de calificación, comprobar lo antes posible cómo respondía el R18 reconstruido tras el brutal accidente de Duval, quien afortunadamente fue dado de alta del hospital aunque con las molestias lógicas que le impedían tomar parte en la carrera. Gené, sustituido por Oliver Turvey en el ZytekZ11SN Nissan-38 con el que iba a competir en LMP2, se reencontró con un coche que ya había probado en los test. Se sintió a gusto, aunque habrá que ver ahora la química del piloto de Sabadell con sus dos compañeros de reto, Tom Kristensen y Lucas di Grassi. Lograron el séptimo mejor crono.

En cuanto a la sesión, Porsche dominó de inicio, el accidente de James Calado (Ferrari 71), por el que causa baja para las 24 Horas (le releva Pierre Kaffer), o el protagonizado por Leo Roussel (Morgan-Nissan 29) al intentar evitar a Lucas di Grassi (Audi 1), forzaron banderas rojas y poco después Kazuki Nakajima (Toyota nº7) firmaba un tiempo de 3:22.589. Ya en la segunda sesión ese TS040 rebajaría aún más su crono hasta el definitivo 3:21.789. Más de medio segundo mejor que la pole 2013 que correspondió a Audi con un 3:22.349.

Al margen de lo que ocurría en el Garaje 56 (reservado a coches con tecnología nunca vista en esta carrera), donde Lucas Ordoñez firmó el 27º tiempo en la general con su Nissan ZEOD RC (entre los LMP2 y los primeros GT), en LMP2 vivimos un regreso al futuro con la pole de Ligier, que regresaba a Le Mans tras 29 años de ausencia, mientras que en GT Pro, el Ferrari nº 51 lideró pero Badey, Gommendy y Thiriet veían detrás una sombra amenazante, en este caso amarilla: la del Chevrolet Corvette nº 73 que pilota el madrileño Antonio García junto a Magnussen y Taylor. Eso sí, García y compañía firmaron peor tiempo que el mejor de GT Am, el Ferrari de Bird, Rugolo y Wyatt. Curioso. Apasionante apenas unas horas antes de que arranque la historia más maravillosa jamás contada en el mundo del motor. El sábado es día de leyenda.


Fuente: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

3 Re: 24 horas de Le Mans el Dom 15 Jun 2014, 00:41

Lúdica sevillanovense

avatar
Administrador
http://www.ludicasevillanovense.com
Fernando Alonso da la salida de una carrera que lidera Toyota
* El asturiano, invitado por los organizadores de la mítica carrera, coincide en Le Mans con amigos como Antonio García o Marc Gené.

Fernando Alonso es feliz en Le Mans. Al menos durante unas horas aparca el complicado caminar de Ferrari por el Mundial de Fórmula 1 y ha podido disfrutar de cerca de una de las citas míticas del mundo del motor, las 24 Horas de Le Mans. El asturiano ha dado el banderazo de salida a la 82ª edición, en la que Audi pretende revalidar título pese a las amenazas de Toyota y Porsche.

El asturiano llegó a Le Mans y acudió al circuito de La Sarthe, donde coincidirá con grandes amigos. Uno de ellos, Antonio García, con el que rivalizó en sus tiempos del karting, otro Marc Gené, que a última hora se ha subido al Audi R18 e-tron quattro tras el accidente de Loïc Duval. Alonso hizo ondear la bandera francesa con el anagrama de la carrera, invitado por los organizadores de una carrera que siempre ha dicho que le "atrae especialmente".

"Soy un verdadero aficionado al automovilismo y, pese a que nunca ha competido en las 24 horas de Le Mans, siempre he mostrado mucho interés por la más grande de las carreras de resistencia del mundo. Es bonito estar aquí. Se percibe un espíritu muy genuino; este tipo de competición es realmente fascinante. Sería bonito, algún día, poder ser protagonista en pista. Hablo mucho con el presidente Montezemolo y, aunque la prioridad sigue siendo la de volver a ganar en F-1, un formato tan interesante como el de Le Mans merece también una gran atención", ha dicho al respecto.

Alonso, el primer piloto en activo en dar la salida a las 24 Horas de Le Mans, tiene previsto visitar el box de Audi, donde Gené, piloto probador de Ferrari, le mostrará cómo es el trabajo ya en carrera y algunos de los secretos de un prototipo de resistencia como el R18 e-tron quattro.


Fuente: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

4 Re: 24 horas de Le Mans el Dom 15 Jun 2014, 19:01

Lúdica sevillanovense

avatar
Administrador
http://www.ludicasevillanovense.com
Audi vuelve a ganar y Marc Gené acaricia esa victoria
* El catalán llegó a liderar la carrera a media mañana del domingo, pero una avería arruinó sus posibilidades como también lo hizo con Toyota y Porsche.

A las 11:24, cuando el sol era mucho sol en Le Mans, la inmensa pantalla junto a la tribuna principal del circuito mostraba un primer plano de Mark Webber. Estaba serio, muy serio, el gesto parecería indicar que algo no funcionaba en el Porsche, pero... Nada de eso, la seriedad respondía a que el australiano estaba un pasito más cerca del título pues el coche que hasta entonces lideraba la carrera, el Audi R18 e-tron quattro de Marc Gené, llevaba ya unos minutos en su box debido a una avería. Hora y media después, el gesto de Webber volvía a ser serio, pero en esta ocasión la razón estaba bajo el chasis del Porsche 919 Hybrid, que parecía haber dicho basta. La temida fiabilidad, que sobrevolaba los proyectos de la marca alemana y de Toyota en las horas previas de esta 82ª edición, se hacía realidad. Y el beneficiado no era otro que Audi, de nuevo punta de lanza de la tecnología, que lograba revalidar título gracias al R18 e-tron quattro pilotado por Fassler, Lotterer y Treluyer. Le secunda en el podio Marc Gené y sus compañeros de equipo en el nº 1, Kristensen y Di Grassi (tercero es el Toyota de Davidson, Lapierre y Buemi), que llegaron a tocar el cielo cuando a media mañana del domingo eran líderes.

Esto es Le Mans y pasan cosas como esas, es una batalla al descarte. Primero fue el Audi nº 3 de Bonanomi, Alburquerque y Jarvis. Después, el Toyota nº 8 de Lapierre, Davidson y Buemi, producto del mismo incidente; no quedó KO, pero sus posibilidades de victoria se esfumaron ahí (al final, podio), cuando apenas se llevaba hora y media de carrera. Luego le sucedería al segundo Toyota TS040, el de Wurz, Sarrazin y Nakajima, quienes habían logrado la pole y marcado el ritmo durante buena parte de la carrera. Así, jugando al descarte, se llegó a la madrugada y ya al amanecer, en esas horas en las que el propio Marc Gené nos ha revelado que desde el coche, a mil por hora, se llega a oler el café de los comisarios. Y al amanecer Audi alcanzó el liderato.

Lo hizo con el español al volante, a las 7:09 exactamente, con ocho horas aún por delante. Y a las 9:25 dejó su puesto en la nave a Tom Kristensen, el comandante nueve veces campeón en Le Mans, quien estaba llamado a encauzar la victoria. Pero entonces llegó la avería (de nuevo el turbo), el revés eléctrico, la visita obligada al box. Fueron 17 minutos interminables que hicieron bajar al coche desde el primer puesto al tercero. Bernhard volaba entonces con su Porsche 919 Hybrid mientras Lotterer, al volante del Audi nº2, hacía lo imposible por que la marca de los cuatro aros pudiera revalidar el título.

Una película similar a la que vivía Antonio García y su Corvette en la categoría GT Pro, donde finalmente fue segundo tras el Ferrari 458 Italia. En LMP1, el Porsche 919 Hybrid capituló y Audi ascendió de nuevo a lo más alto, donde lleva desde que en el año 2000 vino a llevárselo todo. Lástima que no haya sido Gené el de la sonrisa gigante desde Le Mans a París. Pero estaba feliz del de Sabadell. El buen trabajo no podía dejarle otra sensación.


Fuente: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Contenido patrocinado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.